lunes, 19 de octubre de 2020

Pulpo al vapor con patatas, nabiza y vinagreta de tomate


A una cazuela que tenga tapa le tapizamos el fondo sin amontonamientos con cuatro tomates tirando a pequeños, cuatro o cinco patatas enteras del mismo calibre, lavadas y con su piel; dos cebolla frescas menudas,  una peladura de limón,  una rama de romero y el tallo más coriáceo de una docena de hojas de nabicol; reservamos parte tierna.

Regamos con un buen chorretón de AOVE y otro de vinagre de Jerez. Completamos con medio vaso de agua.

Sobre este lecho colocamos tres tentáculos enteros de pulpo. Nunca le pongáis sal al pulpo, ya se verá en el plato.

Tapamos la cazuela reforzando su hermeticidad cubriendo la boca del recipiente con doble papel de horno y poniendo sobre la tapa un peso suficiente.

Ahora va al fuego medio y suave  durante unos 40 minutos.

Transcurrido este tiempo, abrimos, pinchamos el pulpo para controlar la cocción, metemos el resto de las hojas de verdura, tapamos y le damos 15 minutos más.

Abrimos, retiramos dos o tres tomates a un bol o almirez, aplastamos y añadimos AOVE , vinagre y media cucharada sopera del jugo de cocción. Revolvemos

Cortamos los tentáculos en trozos y lo emplatamos al lado de todos los otros ingredientes: resto de tomate, patatas viertas, cebollas tiernas y nabicol cocida.

Salseamos con la vinagreta de tomate y a la mesa que va. Buen provecho, la compañía.


 

sábado, 10 de octubre de 2020

Lentejas con chorizo, panceta y espinacas

 ¿Para dos personas en quince minutos?

Arranca sofriendo en AOVE estas verduras picadas bien menudas y por este orden: media cebolla una punta de puerro, un diente de ajo y una punta de pimiento verde.

Cuando ablanden bien, añade en pequeños dados un chorizo y una loncha de panceta de un dedo de grueso. Al dorarse la carne, incorpora un tomate picado en pequeños cubos y deja que vaya sofriéndose a su turno.

Entretanto, lava y escurre un bote de lentejas cocidas que incorporarás al sofrito cuando el tomate haya perdido agua y se vea brillante.

Ahora vacía una bolsa de espinacas sobre el recipiente y tapa hasta que se hayan ablandado pudiéndose revolver y mezclar con las lentejas sin dificultad.

Añade un punto de agua, un chorro, sazona con cuidado con sal y pimienta y deja cocer el conjunto unos diez minutos a fuego suave.

Sirve, por favor.


 

 

miércoles, 19 de agosto de 2020

Gazpacho de tomate y manzana con mejillones en escabeche (*)

Ponemos en el fondo de la olla cierta cantidad de pan a trozos, que cubra apenas el fondo. La regamos de vinagre de Jerez, sin pasarnos. Pelamos un pepino mediano y lo agregamos troceado. A seguir, tomate bien maduro de la misma forma en proporción triple a la del pepino. Vamos ahora con medio pimiento verde y rojo; a trozos pequeños. Ponemos una cebolla tierna grandecilla, también a trozos menudos y una manzana picada. Regamos con abundante AOVE, sal, pimienta  y un buen vaso de agua helada. Dejamos reposar en la nevera como mínimo una hora en la nevera; 24 horas sería mejor.

 

Trituramos el conjunto hasta conseguir la textura que nos guste. Rectificamos el sazonado si fuese necesario: AOVE, vinagre, sal, agua, pimienta…

Servimos y añadimos los mejillones en escabeche.

Si a mano tenemos mejillones frescos, los abrimos al vapor durante dos minutos y los servimos después de añadir el caldo de los mejillones al gazpacho.

 (*Receta original tomada de Gipsy Chef)

 


miércoles, 12 de agosto de 2020

Ensalada de garbanzos con aliño de perejil y menta

 

Empezamos con un bote de 400gr de garbazos cocidos que contengan sólo agua y sal. Los lavamos y escurrimos. Puestos en la ensaladera los regamos levemente con AOVE. Picamos unos cuantos dátiles y los incorporamos a la legumbre junto con un puñado de pasas. Revolvemos y reservamos.

Picamos en dados un pepino mediano, medio pimiento verde y otro tanto de rojo, una cebolla tierna junto con su tallo en láminas finas y todo se lo juntamos a la garbanzada.

Ahora juntamos un puñado abundante de ramas de perejil y otro tanto de menta y muy bien picados irán a parar a la ensaladera.

Removemos el conjunto para homogenizar los ingredientes y reservamos.

En el msmo bote de garbanzos ponemos AOVE, el zumo de un limón grande, el tallo de una cebolla fresca laminado y sal. Cerramos, agitamos y vertemos este aliño sobre la ensalada. Removemos bien y la dejamos enfriar en la nevera. Antes de servir volvemos a revolverla para que se impregne bien del aliño.